Todo premio que se otorga en la Cruz Roja Colombiana, tiene tras de sí una carga enorme de sacrificio y solidaridad humana. Cada Reconocimiento en esta institución, es un pedestal que se yergue en favor de la dignidad de las personas más vulnerables.

En esta ocasión el orgullo de contar en la Cruz Roja Colombiana Seccional Magdalena con la Mejor Dirigente Dama Gris de la Cruz Roja en toda Colombia; es una satisfacción y una motivación para seguir otorgando lo mejor al servicio de la Misión Humanitaria. En esta oportunidad la Dama Gris Dennys María Bruges Racines se alzó con el alto galardón como merecido premio a toda su labor misional, como dirigente, en el año 2019.

Describir la magnitud de la misión humanitaria, resulta imposible en apretadas líneas que aspiran a reconocer la grandeza de un ser humano que vive para servir de forma desinteresada a los demás. En su hogar, distribuye su tiempo para atender a su familia, sus plantas y para la confección de ropitas para niñas y niños en condición de vulnerabilidad.

En la comunidad su legado se entreteje entre las historias y puentes de amor que la hacen merecedora del cariño de tantas personas en las más disímiles comunidades. Sus talleres de repostería, costura y bisutería, han permitido entregar conocimientos a madres cabeza de hogar con el objetivo de convertirlas en mujeres emprendedoras. Su labor en el Asilo de Santa Marta con los ancianos, es una de las muestras de su infinita sensibilidad humana. Comprometida con la Agrupación Voluntaria Damas Grises y con la Seccional Magdalena; la Voluntaria Dennys María Bruges Racines es un ejemplo constante del trabajo al servicio de los demás. Un evangelio vivo que ilustra la verdadera vocación de servir a los demás con el objetivo de multiplicar la esperanza y la vida.